Cuando solicitaron al conductor el registro telemático del servicio en la aplicación pertinente de la Dirección General de Transporte Terrestre del Ministerio de Transporte, el conductor reconoció, apunta el Consell, que no lo había hecho. Así, la sanción es de 1.001 euros, inmovilizándose también el vehículo VTC, que fue llevado a un depósito.

Los VTC reincidentes perderán su licencia si son denunciados tres veces, ha informado el Consell.

El conseller insular de Transportes, Javier Torres, ha recordado que las empresas VTC verán que sus vehículos «son inmovilizados y sus clientes bajados del vehículo» si no cumplen escrupulosamente con la normativa.

El Consell de Ibiza ha sido de las primeras administraciones de España en aplicar esta medida. Durante la primera semana, de hecho, fueron inmovilizados cuatro vehículos, recuerda la instituciónEl pasado año se interpusieron 372 denuncias en materia de transportes, de las que 251 fueron a empresas VTC.

Diario de Ibiza



Source link